Cargando

Cargando página, espere por favor...

Quemaduras Domésticas, Manual de Cura Farmacéutico Almazora Valencia

Las quemaduras son lesiones de los tejidos que resultan del contacto directo con llamas, líquidos, gases o superficies calientes, cáusticos químicos, electricidad o radiación. Con tan solo un click aquí podrás conocer más del tema...

Compañías Locales

Consejos-e no promueven las compañías que aparecen en este sitio.Más Información
Miguel Royo Prats
964 229 863
Asensi 29
Castellon de la Plana, Valencia
Especialidad
dermatologia y venereologia

Esta Información es Proveída por
Centro Medico Almenara C.B
962 623 446
Burriana 14
Almenara, Valencia
Especialidad
dermatologia y venereologia

Esta Información es Proveída por
Maria Del Pilar Albares Tendero
966 610 709
Ample 14 Ens. D
Elche, Valencia
Especialidad
dermatologia y venereologia

Esta Información es Proveída por
Centro Medico Hemar
961 371 218
San Pedro 12 Bajo
Paterna, Valencia
Especialidad
dermatologia y venereologia

Esta Información es Proveída por
Centro Medico Conde Lumiares
965 254 612
Av. Conde Lumiares 37 Bajo
Alicante, Valencia
Especialidad
dermatologia y venereologia

Esta Información es Proveída por
Luis Javier Calduch Rodriguez
964 238 087
Herrero 19 5º U
Castellon de la Plana, Valencia
Especialidad
dermatologia y venereologia

Esta Información es Proveída por
Clinica Medica Comarcal
961 985 742
Xest 16
Aldaia, Valencia
Especialidad
dermatologia y venereologia

Esta Información es Proveída por
Centro Medico Florida Portazgo
966 085 400
Cruz del Sur 22
Alicante, Valencia
Especialidad
dermatologia y venereologia

Esta Información es Proveída por
Clinica Manises C.B
961 521 926
Mayor 183 Bajo
Manises, Valencia
Especialidad
dermatologia y venereologia

Esta Información es Proveída por
Centre Medic Artemisa
962 772 855
Pizarro 50
Riba-Roja de Turia, Valencia
Especialidad
dermatologia y venereologia

Esta Información es Proveída por
Esta Información es Proveída por

Quemaduras Domésticas, Manual de Cura Farmacéutico

Artículo proporcionado por: 

 Salud , Farmacia , Psicología , Belleza, Medicamentos

Según explica el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos, ante un paciente con una quemadura se deben evaluar una serie de factores que determinarán la gravedad del cuadro y por tanto su tratamiento. La piel es la más frecuentemente dañada, lo cual compromete su función como barrera a las lesiones y las infecciones, así como órgano regulador de la temperatura corporal.

La quemadura supone la destrucción de las células de la zona afectada. La pérdida de queratina y lípidos, que actúan como barrera frente a la evaporación, favorece la pérdida de agua y con ello la pérdida de calor corporal. Por otra parte, al perderse la integridad de la piel, se facilita la posibilidad de infecciones.

La acción directa del calor favorece la liberación en los vasos de sustancias vasoactivas (histamina, prostaglandinas), que incrementan la permeabilidad vascular, dando lugar a calor local, rubefacción y edema. Esta situación puede provocar el desprendimiento de la epidermis y la formación de ampollas. El tejido muerto se desprenderá y será sustituido por tejido nuevo.

Cuando se trata de quemaduras muy superficiales, los elementos residuales de la dermis regeneran la piel rápidamente, no quedando secuelas ni cicatrices permanentes.

En los casos más graves, se produce el cese del flujo sanguíneo en el área quemada, debido a la formación de coágulos que bloquean los capilares. En este caso, puede suponer la pérdida de los mecanismos de defensa de la zona, por incapacidad para acceder los glóbulos blancos y los antibióticos administrados por una vía sistémica. También se dificulta significativamente la restauración de los tejidos dañados.

Importancia por grados

Primer grado: Afectación exclusiva de la epidermis. Hay eritema (enrojecimiento) y dolor, aunque no se llegan a formar ampollas. Curan completamente, sin dejar cicatrices, en tres o cuatro días.

Segundo grado: Además de la epidermis, afectan a una parte de la dermis. Se presentan con eritema, ampollas, exudado, acompañados de dolor intenso. Según la profundidad de la lesión, la curación tarda en producirse hasta tres semanas, en unos casos sin dejar cicatrices pero en otros pueden dejar una cicatriz permanente.

Tercer grado: Hay una afectación de todas las capas de la piel. Las lesiones presentan un aspecto coriáceo, de color blanquecino. No hay ampollas y, en muchos casos, ni siquiera hay dolor, como consecuencia de la destrucción de las terminaciones nerviosas de la piel en la zona. Frecuentemente se requieren varios meses para su curación.

Cuarto grado: Afectan a todas las capas de la piel y además a una parte de los tejid...

Haga click aquí para leer más artículos de Consejos-e

Los contenidos publicados en Consejos de Tu Farmacéutico cuentan con un exquisito asesoramiento farmacéutico y médico así como con el aval de numerosas instituciones vinculadas al sector, entre ellas la propia Organización Farmacéutica Colegial, Asociaciones de Pacientes y Sociedades Científicas de reconocido prestigio.
Todos los contenidos están registrados y poseen copyright a favor de Consejos de tu Farmacéutico. No se podrán reproducir, copiar o resumir, por ningún medio, ya sea electrónico, informático o impreso los contenidos de la publicación el consentimiento expreso de Consejos de tu Farmacéutico
Copyright © 2007, Difusiones Tecnológicas de Mercado, S.L., todos los derechos reservados. Política de privacidad